Sociedad

Cómo reducir el coste de nuestro consumo de energía

12/02/2017

Cómo reducir el coste de nuestro consumo de energía

La ola de frío que azota nuestro país y la subida de precio de la luz son protagonistas indiscutibles en las noticias todos los días desde hace ya más de un mes. Es un tema que nos preocupa a todos y cada uno intenta que esto afecte de la manera más sutil a nuestro bolsillo. Las ideas que podemos encontrar para reducir el coste de nuestro consumo de energía son muy variadas y algunas son realmente ingeniosas.

Controlar el uso de la calefacción

Mantener el termostato a una temperatura adecuada puede reducir considerablemente nuestro consumo eléctrico. En invierno, si ajustamos la temperatura de nuestra calefacción a 21º C podemos ahorrar alrededor de un 10% de nuestro coste. Además, se recomienda apagar la calefacción durante la noche y correr las cortinas sobre las ventanas para aislar mejor las habitaciones.

Uso responsable de electrodomésticos y aparatos electrónicos

Colocar los refrigeradores y congeladores en los lugares más fríos de la casa facilita la tarea de estos, produciendo un ahorro de energía. No conviene ponerlos cerca de estufas, lavaplatos o donde estén expuestos a la luz del sol. Al usar la cocina o vitrocerámina, debemos colocar los cacharros sobre el fuego de su mismo tamaño, no más grande, y utilizar las tapas para cocinar más rápido y por lo tanto ahorrar energía.

Por otro lado, los aparatos como televisores y ordenadores consumen energía mientras están en el modo suspensión, hay que asegurarse de que estén completamente apagados cuando terminemos de usarlos. Además, los cargadores consumen energía mientras están enchufados, por lo que debemos desenchufarlos cuando no estén siendo utilizados.

A la hora de lavar la ropa

Es recomendable utilizar la lavadora y secadora en su carga máxima de ropa, y no emplear la opción de alta temperatura a menos que la ropa esté muy sucia. Si es posible, tender la ropa para secarla en vez de usar la secadora supone un evidente ahorro de energía. Si no tenemos esta opción, podemos escurrir bien la ropa antes de meterla en la secadora para reducir el tiempo que tardará en secarse.

Aunque llevar a cabo estas medidas suponen un ahorro considerable en nuestra factura eléctrica, cada vez más personas buscan reducir su gasto energético mediante el cambio de compañía. La búsqueda ‘cambiar compañía eléctrica’ se ha multiplicado en los servidores de internet, y Google nos presenta más de 100.000 resultados para esta combinación. Factor energía es una empresa que ofrece la electricidad un 12,5% más barata y el trámite de cambio de compañía lo puedes hacer a través de internet o por teléfono en menos de 5 minutos. Además, ofrecen un contrato de energías verdes que, al contratarlo, te acreditan que la energía que te suministran procede de fuentes renovables.