Viajes

Viajar, la mejor manera de estar sano física y mentalmente

junio 5, 2018
Israel Guerra

author:

Viajar, la mejor manera de estar sano física y mentalmente

El tiempo si es viajando, nunca es tiempo perdido. Es, posiblemente, la mejor y más provechosa manera de pasar el tiempo. No solo por el placer de respirar aires nuevos, posiblemente menos contaminados, de observar y extasiarse ante desconocidas y hermosas vistas, de probar sabores sorprendentes y conocer personas con culturas y formas de pensar total o en parte diferentes a las tuyas.

Además, viajar despierta los sentidos, te hace sentir más vivo, percibir mejor los colores, los aromas y los sonidos, estar más atento a lo que ocurre a tu alrededor, despertando los viejos instintos del nómada que todavía habita en nuestro interior.

Tener continuidad en los viajes, ser un viajero activo, te convierte en alguien más ágil mentalmente, mar perspicaz ante los problemas cotidianos, sin nombrar la destreza y fortaleza física y el aumento de salud que recibimos con cada escapada o viaje largo.

Para mantenernos activos de esta manera y ante el evidente impedimento que representa la economía, pues no siempre tenemos el dinero necesario para irnos a ver los países que queremos, podemos recurrir a la gran selección de escapadas baratas que podemos encontrar en la web de escapadas descapada.com, un sitio online ideal para encontrar los mejores chollos de viajes con los que seguir viajando al menor coste posible.

Y es que el método tradicional de las escapadas de fin de semana es perfectamente válido para descubrir nuevos rincones y parajes de nuestra insólita España, en la que hay de todo y para todos, y gracias a esta original web está a tu alcance al mejor precio.

Entra y elije la escapada que más te entusiasme, que limpie tu vida de días de rutina y fines de semana cotidianos y aburridos. Sustitúyelos por un poco de emoción y aventura, que active esa parte de tu genoma que pide naturaleza, nuevas localizaciones, perspectivas, vistas, sabores y amistades.

Un sitio lejano para que todo sea nuevo: Filipinas.

De vez en cuando, menos veces de las que a todos nos gustaría, podemos elegir un destino que nada tiene que ver con el que estamos acostumbrados, con el suelo y los paisajes que te han visto nacer y crecer. De vez en cuando, podemos permitirnos el lujo de elegir un lugar que te haga recordar lo grande y variado que es nuestro mundo.

Ese sitio puede ser Filipinas, un destino diferente, un viaje muy recomendado para los amantes de la cultura asiática, un lugar que es mitad paraíso mitad pura diversión. Así que si quieres desconectar de tu forma habitual de vivir, y adaptarte, al menos momentáneamente, a las sorprendentes costumbres de los habitantes de este país, no lo pienses demasiado. Comienza visitando la web para viajar a filipinas en este enlace y podrás conocer los aspectos más importantes cuando viajamos a filipinas, algo fundamental cuando te introduces en una tierra en la que desconoces cómo hay actuar, qué ver, qué comer…

Y es que el conjunto de islas que conforman la República de Filipinas ofrece todo lo que cabe desear de cualquier isla, desde un lujoso complejo hotelero al más alto nivel hasta playas completamente desiertas en las que podrás sentirte como un auténtico náufrago.

Boracay, Iloilo, Puerto Princesa, El Nido o la capital Manila, son algunas de las islas imprescindibles en una visita a este archipiélago cuando el total lo conforman 7107 islas agrupadas en tres grupos diferenciados; la isla de Luzón, el grupo de las Bisayas y la isla de Mindanao.

La isla de Luzón y Mindanao son prósperas mega islas con un gran desarrollo industrial, con ciudades populosas y avanzadas arquitectónicamente. Sin embargo, en las Bisayas vas a poder encontrar la más amplia variedad de playas salvajes, naturalmente perfectas, sin nadie alrededor para que puedas convertirte en un auténtico Robinson Crusoe durante días, sin que nadie venga a molestar tu experiencia.

Filipinas y su predilección por los deportes al aire libre

El espacio natural que te ofrece Filipinas, tanto en las playas desiertas como en las más concurridas, es perfecto para la práctica del deporte al aire libre. En ellas puedes hacer kayak y explorar tranquilamente sus costas, practicar kitesurf y aprovechar las olas y el viento para elevarte varios metros sobre la superficie del mar y, por supuesto surf, pues las olas siempre cambiantes son toda una experiencia.

Lugar excepcional donde acuden los surfistas de todo el mundo, también los submarinistas tienen su paraíso debajo de las aguas, pero tierra adentro, no hay menos posibilidades para los amantes de la adrenalina, antes al contrario. En sus ríos puedes realizar las más atrevidas actividades fluviales, como el rafting y el wakeboard, y también puedes elegir entre hacer barranquismo, aventurarte en el interior de una cueva con la espeleología, o algo más tranquilo, como la escalada o simplemente dedicarte a cubrir kilómetros por los muchos senderos que atraviesan este conjunto paradisíaco de islas.

Comentarios