Sociedad

La instalación de unas Cortinas de Cristal en tu hogar 

12 junio, 2018

La instalación de unas Cortinas de Cristal en tu hogar 

Las Cortinas de cristal son unas cortinas muy apropiadas, suaves, ligeras y adecuadas para adaptarse a cualquier espacio manteniendo su funcionalidad. La mayoría de estas cortinas son confeccionadas en diseños muy versátiles y funcionales, para ser instaladas fácilmente en tu vivienda o negocio, cuidando siempre mucho de la estética.

¿En qué consisten las Cortinas de Cristal?

Las cortinas de cristal son la última tendencia en sistemas de acristalamiento vertical, de naturaleza transparente y muy imperceptible al no llevar una perfilería vertical.

Se podría decir que su belleza estética radica justamente en este detalle. Tiene una característica principal y es que consiste en un desplazamiento natural de corredera que al llegar las diferentes hojas de cristal a uno de los extremos se giran de forma batiente y entonces se acoplan unas hojas contra otras, disminuyendo así el cerramiento al mínimo.

Las principales ventajas de colocar una cortina de cristal en tu casa o negocio

Pueden ser utilizadas y manipuladas con gran facilidad

Las cortinas de cristal tienen una gran ventaja y es que se pueden abrir fácilmente, deslizando simplemente cada uno de los paneles que quieras abrir hasta que se mantengan plegados a un lado. Pero además de eso también tienen la facilidad de poder bloquearse para que no se muevan, cuidando así la seguridad del espacio, lo que convierte a las cortinas de cristal en una pieza ideal para mantener la seguridad y estética de tu negocio.

Su confección, composición y diseño permiten una fácil limpieza

Debido a que los cristales está  plegados en el interior de la terraza, es posible limpiar su cara externa, haciendo extraordinariamente fácil su limpieza, al no tener que colgarse por fuera, haciendo todo más cómodo y sencillo.

Otro aspecto importante es la posición de los cristales cuando están cerrados. Esto constituye una gran ventaja al poder limpiar su cara interna sin la necesidad de un desplazamiento continuo, pudiendo entonces cerrar un cristal y limpiarlo fácilmente. Al terminar de limpiar el cristal de referencia, se desliza y se cierra el siguiente para limpiarla, manteniendo así el acristalamiento impecable con un ínfimo esfuerzo.

Protección contra el ruido y facilidad de instalación

Además de las ventajas antes descritas, tenemos otra muy importante que tiene que ver con el hecho de lograr un aislamiento acústico y térmico, sin producir impacto visual negativo alguno, manteniendo en consecuencia intactas las vistas, con la facilidad de transformar la terraza en una zona abierta o cerrada, sin el menor esfuerzo en solo unos minutos.

Por otra parte, la instalación no requiere de grandes obras, necesitando únicamente un techo, para así poder sujetar el carril superior.

Facilidad de mantenimiento preventivo

Siempre que compramos un bien para nuestra casa nos preocupa la inversión y el tiempo que puede durar ese bien, enfocándonos casi de inmediato en el mantenimiento preventivo del mismoer. Sin embargo, con las cortinas de cristal no tendrás esa problema, ya que el mantenimiento de las cortinas de cristal es muy simple, debido a que lo único que tienes que hacer es lubricar las piezas plásticas cada 2 o 3 años con spray de silicona.

Comentarios