Compartir

Como las vacaciones están cada vez más cerca seguro que muchos ya están mirando las ofertas de viajes para sus días de descanso. Lugares exóticos, lejanos, playas, cultura, todo esto junto con el descanso nos lleva a desear poder viajar a sitios increíbles donde disfrutar de unos días descubriendo nuevas ciudades que hasta el momento solo podíamos soñar.

Uno de los destinos más solicitados por los viajeros es EE.UU. Este país llama mucho la atención por la maravillosa ciudad de Nueva York con su Central Park, la Estatua de la Libertad, dar paseos por su Quinta Avenida o disfrutar de algún musical de Broadway. Pero Nueva York solo es una de las grande ciudades que se puede visitar en EE.UU. Aquí hay mucho por ver.

Para aquellos afortunados que estas vacaciones tienen pensado viajar hasta allí tienen que saber que además de las maletas, los billetes de avión y los pasaportes, deberán llevar otro documento bien cumplimentado, de lo contrario, no podrán entrar en el país. Hablamos del ESTA.

Qué es el ESTA

Sus siglas en inglés traducidas al castellano nos dicen que es el Sistema Electrónico para la Autorización de Viajes a Estados Unidos, es decir, un documento que una vez se haya validado nos dará acceso a poder entrar. Sin él nadie puede pasar. Esto se hace para poder mantener la seguridad de aquellos que viven en Estados Unidos y también para aquellos que lo visitan.

Cuando se envía esta solicitud de permiso, se estudia de manera exhaustiva la información que la persona que lo ha solicitado da en ella. Después se da, o no, este permiso que es necesario tener para poder entrar al país.

La solicitud es positiva, ¿cuánto tiempo hay para usarla?

Una vez que se rellena el ESTA y se recibe la respuesta positiva, es decir, que permiten la entrada del viajero a Estados Unidos, la duración total del ESTA es de dos años. Aquí se puede diferenciar dos clases de cantidad de tiempo límite en la que este documento es válido.

Por una parte encontramos que la validez total del documento es, como hemos explicado, dos años. ¿Qué quiere decir? Que durante ese tiempo se podrán entrar y salir con el mismo documento del país. Pasados los dos años habrá que renovarlo y que se valide uno nuevo.

Después está el tiempo válido de acceso al país. En este caso, el ESTA, permite que cada viajero pueda permanecer dentro de Estados Unidos por un período de 90 días. Alcanzados éstos habrá que salir del país. Pero no hay que confundirse. Algunas personas piensan que el total de días durante los dos años de validez en que se puede estar dentro del país es de 90 días. No es así. Cada vez que se viaje a Estados Unidos durante esos dos años de validez, se podrá permanecer 90 días. Entonces, estás el tiempo reglamentario, sales del país, y pasado un tiempo puedes volver a entrar por esos 90 días.

Algunas cosas que tener en cuenta

A la hora de sacar el ESTA es importante tener en cuenta la validez del pasaporte. Aunque el ESTA tiene un período de dos años hasta que se caduca pero, si el pasaporte prescribe en una fecha anterior al del ESTA, el documento también expirará y habrá que hacer uno nuevo junto con el pasaporte.

Antes de rellenar la autorización de viaje, lo mejor, es asegurarse de que el pasaporte está vigente y que todavía falta tiempo para tener que renovarlo, de esta manera, se podrá aprovechar el ESTA hasta que se caduque.