Compartir

Cuando la rutina agobia el cuerpo y se comienzan a acumular las tensiones en la espalda, los hombros y el cuello, un masaje siempre será la mejor opción. Pero en la actualidad, las técnicas que se han aplicado durante siglos parecen no estar dando los resultados deseados.

Recientemente han comenzado a popularizarse una serie de técnicas de masaje peruanas que, de acuerdo a los comentarios de quienes se han puesto en las manos de estos masajistas expertos en esta tendencia, logran liberar la presión y el estrés desde la primera sesión, catalogándolos de milagrosos.

El masaje peruano de piedras calientes es una técnica consistente en el empleo de piedras volcánicas calientes y frías, con la que se aprovechan los beneficios de la terapia del calor para dar múltiples beneficios a la salud tanto física como mental.

¿Cómo se aplica?

Primero se realiza una evaluación corporal del paciente que vaya a recibir el masaje, para determinar en qué parte de su cuerpo necesita con mayor prioridad aplicar la terapia.

Se calientan las piedras durante unos 20 minutos o hasta que alcancen los 60ºC y luego se colocan cuidadosamente en la zona afectada haciendo presión hasta que la piedra pierda el calor. Este proceso intensifica la relajación muscular y permite poder combatir los dolores derivados de las contracturas, el estrés o el cansancio.

Las piedras contienen minerales como el zinc, fósforo y vitamina E, vitales para la reconstrucción de la piel y su oxigenación. Una vez se culmine con la aplicación de las piedras calientes, se procede a untar la zona con aceites y a terminar con masajes cortos.

Beneficios complementarios

  • Alivio de contracturas.
  • Mejora la circulación para la eliminación de toxinas.
  • Armonización del sistema nervioso.
  • Mejor movilidad en las articulaciones.
  • Efecto sedante y relajante.
  • Regulación del sistema emocional.
  • Ayuda a equilibrar los chakras, lo cual le otorga armonía espiritual al paciente.

¿Dónde se pueden recibir esos masajes?

Debido a la popularidad que tienen estos masajes de piedras calientes, se ha hecho común encontrar en Perú estos servicios en hoteles, centros de medicina natural, spas donde masajistas y kinesiólogas especializadas ofrecen el mejor servicio a precios accesibles.

Los precios son variados, todo dependerá de la duración de estos masajes. El que dura 60 minutos cuesta alrededor de 170 soles. El masaje normal de dos horas, se pueden conseguir en 300 soles. Hay espacios que ofrecen un masaje de dos horas y media en un espacio abierto rodeado de naturaleza, que puede costar hasta 600 soles.

Conocimientos ancestrales

Otra técnica de estas tierras es el masaje andino denominado QHAQOY, con el que a través de una serie movimientos y presiones corporales no solo se atacan las dolencias y tensiones del cuerpo, sino que también se ayuda a restablecer el equilibrio energético, con lo que se puede encontrar el origen de los dolores que se padecen.

Este tipo de masaje era conocido y ejecutado por curanderos y chamanes de las comunidades indígenas. Es considerado patrimonio medicinal peruano. Afortunadamente, pese a los avances tecnológicos y los cambios en las tendencias de la nueva era, estas ancestrales técnicas han quedado salvaguardadas y su conocimiento se han mantenido en secreto para beneficio de las nuevas generaciones.

En los últimos años, la medicina antigua peruana ha comenzado a irrumpir manteniéndose alejadas de la influencia occidental y empieza a crecer el número de personas que se están capacitando en estos conocimientos y perfeccionan estas técnicas.

Tipos de masajes para liberar el estrés

Como alternativa a estos populares masajes, existen otras técnicas que también ayudan a liberar el estrés y las tensiones diarias:

Masaje Balinés

Quienes aplican este tipo de mensajes se valen de técnicas de origen oriental como la digitopuntura o la reflexología, para llevar al cuerpo a un estado de relajación extremo. Proviene de la Isla de Bali y es conocido como “el regalo de los dioses”.

Masaje Shiatsu

Es un sistema curativo a través de masajes y presiones en puntos específicos de acuerdo a lo que establece la medicina oriental. Ayuda a liberar dolores intensos.

Condiciones para una sesión de masajes anti estrés

  • Una temperatura placentera.
  • Aromas agradables y aceites con esencia de madera, canela o floral.
  • Los colores en el espacio donde se aplique el masaje ayudan a trabajar el estado del ánimo de la persona.
  • El receptor del masaje debe tener la menor cantidad de ropa posible.
  • Música suave, orquestal o sinfónica, que resulta ideal para la relajación.

Consejos para aplicar masajes en casa

Cuando de relajación y confort se trata también desde la comodidad del hogar se pueden realizar masajes que ayudan a relajar el cuerpo, ya sea al iniciar el día o cuando culmine la jornada laboral.

  1. Toma un baño caliente primero.
  2. Usa las yemas de tus dedos.
  3. Utiliza pelotas de ejercicio.
  4. Empieza suavemente.
  5. Usa aceites aromáticos de las fragancias que te gusten.
  6. Procura estar en un lugar silencioso, sin ruidos externos.
  7. Estírate cuando termines de hacerte masajes.

 

Israel Guerra
Escritor profesional, autor de novela, cuentos y relatos, algunos premiados. Columnista en diversos medios. Creador de contenidos, redactor y copywriter.