Sociedad

La importancia de elegir un buen material para nuestra pérgola 

20/08/2018

La importancia de elegir un buen material para nuestra pérgola 

A la hora de elegir pérgolas de calidad para nuestro jardín, es un trabajo que puede hacer que tengamos que estar varios días seleccionando entre los distintos modelos existentes, ya que existen muchos detalles que tenemos que tener en cuenta para que la armonía entre nuestro jardín y este elemento decorativo sea perfecta, además del lugar idóneo para pasar un tiempo con los amigos o la familia.

Una vez encontrada una que nos guste, tenemos que elegir el material que más se adapte a nuestra zona. Debemos considerar una pérgola como una extensión de nuestra propia casa si queremos que encaje a la perfección y poder notar toda la comodidad y el confort que estas traen consigo.

En esta zona pasaremos una gran cantidad de tiempo mientras estamos sentados con los amigos tomando algo o disfrutando de una fantástica cena en familia. Aunque también podemos practicar otro tipo de actividades de ocio más relajantes como leer un buen libro o jugar con nuestro sobrino pequeño al aire libre.

Como hemos dicho anteriormente, el material es un factor clave por lo que hemos decidido hacer una pequeña lista con los tipos de materiales que encontrarás en el mercado y ayudarte así a realizar tu elección final.

Tipos de materiales para pérgolas

Pérgolas de madera

Es el material por excelencia, el más demandado, ya que se pueden encontrar una gran variedad de modelos y medidas distintas que se adaptan a casi cualquier tipo de jardín mientras se crea la atmósfera perfecta.

Si nuestro jardín tiene árboles o plantas, encajará perfectamente y con la ventaja de que no son excesivamente caras. También nos protegerán de los distintos cambios climáticos de nuestra zona.

En cuanto a su mantenimiento, debemos aplicarle una capa de barniz una vez al año, de este modo evitaremos que pueda llegar a estropearse debido al sol, la lluvia o la nieve.

Pérgolas de obra

Aunque no son muy habituales debido a que no todo el mundo puede permitírselo, lo cierto es que son una extensión de nuestro hogar que encaja a la perfección y son muy bonitas y vistosas.

Para su fabricación se emplea el hormigón, haciendo que perdure durante toda la vida y casi no tengamos que preocuparnos en su mantenimiento.

Pérgolas de aluminio

También contienen una gran cantidad de diseños distintos y no son un elemento muy caro. Al estar hechas de aluminio, nos protegerá mejor del calor ya que son un poco más frías.

Como gran ventaja tenemos que casi no tendremos que preocuparnos por su mantenimiento.

Cubiertas

A modo de añadir un extra en cuanto a protección climatológica, mucha gente se decanta por añadir una cubierta superior que les proteja del viento, del frío o del calor.

Gracias a sus características permiten que la luz penetre de forma natural.

Si estás viviendo en una zona donde llover está a la orden del día y quieres añadir una pérgola, esta es sin ninguna duda una elección a tener en cuenta ya que te resultará muy útil y podrás olvidarte del clima de una vez por todas mientras disfrutas como te mereces.