Deportes

Rutinas Weider o Fullbody, ¿por cuál decantarse?

29/10/2018
Israel Guerra

author:

Rutinas Weider o Fullbody, ¿por cuál decantarse?

Las rutinas Weider y Fullbody son conocidas por miles de aficionados al fitness que visitan gimnasios y box de crossfit a diario. España, que es uno de los países a nivel europeo en los que con más fuerza ha entrado el crossfit en los últimos años, parece haberse pasado a la vida sana, o al menos ha comenzado a aficionarse por la actividad física en estos centros de entrenamiento.

Si no sabes bien en qué consisten estas variedades de entrenamiento, os mostramos las ideas principales de estos dos métodos para que puedas decidir por el que mejor se adapte a tus modos de entrenamiento.

Método de entrenamiento Weider, el más habitual

Las rutinas Weider son las más practicadas en la mayoría de gimnasios, si bien no son siempre las más recomendadas. Conocidas desde hace décadas, deben su nombre a Joe Weider, uno de los pioneros del culturismo y una de las personas que más ha fomentado el entrenamiento en gimnasios.

El aspecto más característico de este método de entrenamiento es que en cada sesión se entrenan uno o dos grupos musculares, lo que lleva a potenciar cada área muscular una vez a la semana.

Esto significa que, al trabajar en cada día de entreno solo un grupo muscular, el volumen de trabajo es muy elevado, pero esta zona no se vuelve a entrenar hasta la semana siguiente.

Un alto volumen de trabajo es recomendable en casos específicos, pero por lo general no es una buena idea, especialmente en deportistas que se están iniciando. Las rutinas Weider dificultan la recuperación en personas con niveles principiantes e intermedios.

Las rutinas fullbody

Conocida en qué consiste la rutina Weider, podemos imaginar en qué consiste una rutina fullbody, que no es otra cosa que trabajar el cuerpo al completo en cada sesión.

En cada entrenamiento se trabajan piernas y torso al completo, de modo que hay que programar ejercicios para el pecho, los hombros, la espalda, las piernas, los abdominales e incluso los brazos.

El inconveniente de las rutinas fullbody, al menos en la mayoría de los casos, es que con este método de entrenamiento no es fácil desarrollar músculos pequeños. En las rutinas fullbody son habituales ejercicios como las sentadillas, los remos o el peso muerto.

En el blog Infofit, un blog de fitness, encontramos numerosos consejos sobre cómo planificar un entrenamiento de fitness, ya sea siguiendo la metodología fullbody o la Weider

Otra gran diferencia entre las rutinas Weider y las fullbody es que en estas últimas el volumen por grupo muscular en cada entrenamiento es bajo, con uno o dos ejercicios como máximo por músculo y con una frecuencia muy elevada.

¿Cuál es la mejor rutina?

Dependiendo del objetivo a conseguir con las visitas al gimnasio serán más recomendables unas rutinas u otras. Por norma general, si queremos ganar masa muscular de manera completa deberíamos acudir a las rutinas fullbody, son más eficientes.

En personas novatas funcionan muy bien para comenzar a ganar fuerza. Sin embargo, una vez que el objetivo pasa a ser la hipertrofia, quizás sí es momento de pasar a las rutinas Weider.

Otra idea que muchos creen interesante es la dejar los entrenamientos tipo Weider para solo unos meses al año, cuando se quiera fomentar un área muscular específica, aquellos que se hayan quedado más rezagados, o bien esos pequeños grupos musculares que no se potencian con las rutinas fullbody.

A pesar de lo comentado, ventajas y desventajas de las rutinas Weider y fullbody, en los últimos años se han dejado un poco de lado las primeras, porque muchos expertos entienden que están mal estructuradas.

Los ejercicios fullbody, multiarticulares, permiten mover más kilos, tienen más capacidad de progresión y trabajan más músculos a la vez. En las rutinas Weider, sin embargo, también se pueden poner en marcha ejercicios multiarticualres, que son los más recomendables.

Un último punto importante a destacar es que no podemos dejarnos engañar por los resultados si somos novatos, pues al comenzar a ir al gimnasio e iniciar una rutina con cierta constancia, la mejoría va a ser muy clara, sea cual sea la rutina que se ponga en marcha.

 Por norma general, las rutinas fullbody son más recomendables que las Weider, si bien estas últimas, con dedicación y constancia, se pueden conseguir grandes resultados, especialmente en aquellos deportistas que más horas echan en el gimnasio o en el box de crossfit.