Salud

¿Se puede disfrutar de una buena nutrición?

15/11/2018

¿Se puede disfrutar de una buena nutrición?

El concepto de nutrición saludable casi siempre está unido a la idea de pasar hambre o seguir dietas aburridas. Aunque no tiene por qué ser así.

Todos sabemos que una buena nutrición es fundamental para tener una vida saludable. Por desgracia, nuestro ritmo de vida parece impedirnos comer bien. Las prisas y el estrés hacen que abusemos de ciertos alimentos y dejemos de lado otros. Además, se está implantando en la sociedad la idea de que cuidar la buena nutrición significa estar a dieta, seguir planes aburridos que nos llevan a sufrir ciertas privaciones.

Lo cierto es que este concepto es totalmente erróneo, ya que no solo es posible seguir unas buenas pautas nutricionales y disfrutar de ello, sino que es bastante más sencillo de lo que parece. Veamos algunos ejemplos de nutrición adecuada que se disfrutan mucho. Si quieres saber más consejos de nutrición, visita www.aprenderacomer.net.

El vino, una bebida saludable

Las virtudes del vino se conocen desde hace siglos. De hecho se le puede calificar como el primer suplemento nutricional de la historia. Ayuda a la digestión, aporta algunas vitaminas y minerales e incluso proporciona energía al organismo, además de tener un efecto tranquilizante.

Hay muchas pruebas que demuestran que beber vino con moderación es muy saludable. Reduce el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas, frena la acción de los radicales libres y hasta regula los niveles de colesterol.

Por tanto, hablamos de una bebida que además de disfrutarse ayuda a tener una nutrición adecuada. Puedes encontrar una completa carta de vinos online para elegir el que más te guste, o adaptarlo al tipo de plato con el que lo vas a servir. De cualquier manera, que no falte una copa de vino en la comida.

Los productos de temporada, color y sabor todo el año

Una forma sencilla de mejorar nuestra nutrición es escoger productos frescos y de temporada. Además de tener un mejor precio, aportan una mayor cantidad de nutrientes y tienen más sabor. De modo que estás disfrutando de una manera saludable con cada comida.

Quienes alegan que no tienen tiempo para hacer la compra ni cocinar seguro que les interesa saber que cada vez hay más supermercados online, que permiten hacer la compra en unos minutos, sin moverse de casa y recibiendo el pedido con total comodidad. Y si te paras a calcular el tiempo que se tarda en calentar un plato precocinado, aunque te parezca más rápido que hacer un buen guiso en realidad no ganas tanto tiempo. Y se disfruta mucho más un plato casero que algo preparado y envasado.

Comer fuera y de forma saludable también es posible

Si te gusta salir a comer, o simplemente quieres darte un capricho de vez en cuando, no tienes porqué renunciar a mantener una buena nutrición. Tampoco necesitas pedir solo ensalada, como algunos piensan cuando se habla de cuidarse. Lo importante es saber equilibrar los nutrientes que se necesitan a lo largo del día y compensar. Si vas a salir a cenar y sabes que te vas a pasar un poco, durante el día come más ligero para que en tu organismo no haya excesos. Es una de las técnicas que siguen criticos gastronomicos para disfrutar al máximo de la experiencia sin que les pase factura, y realmente funciona muy bien.

Otro método, compatible con el anterior, es preguntar cuáles son los ingredientes y la forma de prepararlos que tiene el plato que nos apetece probar. El camarero no tendrá ningún problema en decirlo o consultarle al cocinero (si tener que desvelar sus secretos), y tú podrás disfrutar de ricas elaboraciones sin ningún temor.

Son 3 ejemplos que demuestran que una buena nutrición no está reñida con disfrutar comiendo. De hecho, se puede asegurar que si sufres por comer bien es porque hay algo que no estás haciendo de la manera adecuada.