Sociedad

Consejos para iniciar un proyecto web de éxito

13/03/2020
Israel Guerra

author:

Consejos para iniciar un proyecto web de éxito

Crear un proyecto en internet partiendo de la nada es hoy más fácil que nunca. Atrás quedaron esos tiempos en los que tener una página web quedaba solo al alcance de unos pocos porque era necesario conocer con exactitud lenguajes de programación.

Desde hace años, y gracias a los CMS (Content Management System), sistemas de gestión de contenido, y las herramientas en la nube, todo el mundo puede disponer de una página web sin mucho esfuerzo.

Basta con teclear en Google o cualquier otro buscador “creación de páginas web” y el resultado será una amplia lista de opciones que permiten disponer de una página web gratis. Esto, que es tentador, no debe llevarnos a pensar que ya está todo solucionado, pues eso de gratis en internet siempre tiene su cara oculta.

La mayoría de sitios que ofrecen crear páginas web de manera gratuita lo hacen a cambio de limitar una serie de funcionalidades. ¿Significa esto que por ello no debemos confiar en estas opciones? Nada más lejos de la realidad, de hecho son la mejor alternativa ya que, una vez se crea el sitio web y comienza a funcionar, se puede acceder a otras funcionalidades a cambio de pagar un precio económico que puede ser revertido a través de publicidad, con mayor impacto de la web o con mayor seguridad.

No obstante, a pesar de que los CMS facilitan la tarea para iniciar un proyecto web de éxito, existen una serie de consejos o pasos a seguir imprescindibles que permitirán alcanzar el éxito en la red.

La estrategia de marca

Antes de elegir el CMS es importante saber cuál es el nicho de mercado, hacia qué usuarios y grupos nos dirigimos y cómo queremos presentar nuestro proyecto: marca personal, tienda online, blog de contenidos

En este punto juega un papel importante el diseño de la web, los colores y la tipografía, que todo sea armónica, que los textos se lean correctamente y todas las categorías y accesos de la web sean agradables.

La navegabilidad de la web

Todas las páginas web incluyen un menú desplegable o diferentes categorías que son, a su vez, diferentes web en el mismo portal. Un menú demasiado extenso con páginas y subpáginas en exceso lo único que consigue es despistar al visitante.

Por este motivo, no hay que convertir que el sitio web en un mercadillo ni un centro comercial. Va a bastar con un menú con cuatro o cinco ítems o secciones que se ajusten a su descripción y sean accesibles desde una a la otra.

Hosting y dominio de calidad

Un aspecto al que no todo el mundo presta la atención que merece es al hosting, el servicio de alojamiento. Elegir un hosting de calidad que garantice servidores seguros favorece las cargas rápidas, soporta muchas visitas y contará con un soporte técnico de calidad.

En este punto, es importante ofrecer la diferencia entre hosting y dominio, pues mucha gente tiende a confundir estos dos conceptos. El dominio es lo que se usa para dirigir a los visitantes al sitio web; mientras que el hosting o alojamiento es donde el sitio se almacenar realmente.

Los usuarios de internet acceden al servidor de alojamiento web, donde se encuentra todo el contenido y los datos de la página, a través del dominio.

En la creación de páginas web, la elección de un buen dominio es fundamental, pues de ello depende gran parte de la atracción del portal. Los dominios deben ser identificables y fáciles de recordar. El precio a pagar no es un gran problema, pues con un poco de suerte se puede acceder a dominios baratos que pueden ser usados durante un año por precios que van desde los 10 a los 20 euros.

Obligaciones y deberes de la web

En este apartado se deben incluir las condiciones del servicio y los términos de los mismos. Con un ítem en la web en la que se especifique el “Aviso legal” el usuario se protege ante cualquier reclamación o demanda y será una información vinculante.

Con este aviso legal, el objetivo es recoger datos a través de formularios o cajas de suscripción, algo recomendable para cumplir con la LOPD, indicando qué uso se hará de esos datos, cómo se almacenarán y el nivel de protección de los mismos.

Todos estos apartados, sin dejar de lado el contenido de calidad y el SEO, son consejos clave para conseguir tu proyecto web de éxito.