Tecnología

Tips para comprar una impresora de calidad al mejor precio

29/07/2020

Tips para comprar una impresora de calidad al mejor precio

A la hora de comprar una impresora disponemos de múltiples modelos para elegir con diferentes características entre sí, siendo necesario tener una serie de factores en cuenta que ayuden a acertar con nuestra elección en función de nuestras necesidades, del uso que vayamos a hacer de la impresora y del presupuesto que tengamos pensado realizar.

Si la impresora desempeña un papel fundamental en tu día a día y se te acaba de estropear, necesitarás comprar una impresora nueva rápidamente para poder seguir imprimiendo todos tus documentos.

Hasta aquí todo bien, el problema es que al ir a comprar te encuentras con una enorme variedad de modelos de impresoras diferentes en el mercado, cada una con unas características distintas que afectan directamente a su precio.

Tantas características que decantarse por un modelo en concreto puede ser una tarea realmente complicada, por ello en este post te vamos a dar los tips para comprar una impresora de calidad y que se ajuste a tus necesidades, al mejor precio. De este modo podrás hacerte con la impresora que necesitas sin realizar un excesivo desembolso.

De modo que si necesitas una impresora, te contamos cómo elegir impresoras baratas aquí. Presta atención y toma nota.

Consejos para comprar una impresora barata con la mejor relación calidad – precio

¿Impresora de tinta o láser?

Lo primero que debes tener claro es si quieres una impresora de tinta o láser, y esto dependerá principalmente del uso que hagas de tu impresora.

Si no haces un gran uso de la impresora y tan solo la utilizas para imprimir un documento de vez en cuando, nuestra recomendación es que optes por una impresora de tinta, ya que además de ofrecerte un rendimiento más que suficiente, tienen unos precios bastante más económicos que las de láser.

Es cierto que las impresoras de láser son de mayor calidad que las de tinta, ofreciendo una mayor calidad de impresión y rapidez, pero realmente merecen la pena si se va a hacer un gran uso de la impresora. De lo contrario, no será necesario realizar tal desembolso.

Por lo general las impresoras láser están destinadas a empresas que realicen muchas impresiones al cabo del día, y en estos casos sí serán rentables, ya que son más duraderas y eficaces.

Atención al precio de los cartuchos

El precio de la impresora no es lo único en lo que debes fijarte, ya que el precio de los cartuchos también debes tenerlo en cuenta, ya que si compras una impresora barata pero, los cartuchos que utiliza son muy caros, finalmente acabarás realizando un gasto muy elevado.

Nuestra recomendación es optar por una impresora que pueda utilizar cartuchos compatibles, ya que estos cartuchos conocidos como “de marca blanca”, ofrecen un elevado rendimiento y se caracterizan por tener unos precios mucho más económicos que los originales.

¿Impresora multifunción?

En la actualidad hay muchas impresoras multifunción a precios muy económicos, y creemos que ya que necesitas una impresora, deberías optar por una impresora de este tipo.

Seguro que en más de una ocasión has necesitado realizar una fotocopia o escanear un documento y has necesitado acudir a una copistería. Con una impresora multifunción este problema desaparece, disponiendo en un mismo aparato de una impresora, un escáner y una fotocopiadora.

¿Necesitas pantalla?

A día de hoy la mayoría de impresoras modernas incorporan una pantalla táctil, y aunque es cierto que este tipo de pantallas ofrecen una mayor comodidad, también hay que decir que la pantalla aumenta el precio de la impresora considerablemente, por lo que si realmente no la necesitas y quieres pagar el menor precio posible por tu impresora, te recomendamos hacerte con una impresora sin pantalla táctil.

Atención a la velocidad

Por último, también debes prestar atención a la velocidad de la impresora, ya que esta incidirá directamente en el precio final. Si haces un gran uso de la impresora necesitarás una buena velocidad, pero si tan solo imprimes algún documento de vez en cuando, no te importará que sea un poco más lento, y el ahorro será muy considerable.