Sociedad

5 trucos para conseguir préstamos sin tarjetas de crédito

24/09/2020
Foto del avatar

author:

5 trucos para conseguir préstamos sin tarjetas de crédito

Conseguir préstamos hoy día se ha convertido en una necesidad para miles de familias, autónomos y pymes. Al no contar con ahorros para hacer frente a imprevistos, los créditos se convierten en el mejor aliado y la única salida. Por otro lado, también son necesarios a la hora de financiar nuevos proyectos como emprendedor. En este artículo se van a dar 5 trucos o consejos para conseguirlos sin tener una tarjeta de crédito

Cuando se buscan prestamos hoy día habitualmente se necesita disponer del dinero en el menor tiempo posible, pues son para cubrir alguna urgencia, en la mayoría de los casos. Lo ideal es que la entidad que lo concede no ponga muchas complicaciones ni se necesite mucho papeleo para tramitarlo.

En este sentido son las nuevas agencias crediticias más idóneas para aligerar los procesos de concesión del dinero, son las que han nacido en internet, que con un sencillo formulario conceden créditos al instante, sin demoras, todo lo contrario a lo que ocurre con la banca tradicional. Son, por tanto, la mejor opción para tener liquidez rápidamente cuando no se dispone de tarjeta de crédito.

Otras situaciones en las que se necesita acceder al dinero son cuando se quiere emprender un negocio. Incluso para aquellos que no pueden acceder a un préstamo, han nacido nuevas opciones de financiación de proyectos como alternativas a la banca de siempre, nuevos modelos de acceder al dinero sin necesidad de tener en posesión ningún tipo de tarjeta de crédito.

5 alternativas a las tarjetas de créditos para conseguir dinero

Las tarjetas de crédito han sido siempre el método más sencillo para obtener financiación urgente a corto plazo, pues su utilización es muy sencilla y a menudo son concedidas por las entidades financiera a sus clientes habituales que tienen recursos económicos estables y demostrables.

Desafortunadamente, no a todos le conceden una, así que hay que buscar otras fórmulas para solicitar un préstamo y tener el dinero en el menor tiempo posible. Entre los sistemas alternativos que permiten obtener dinero rápido sin tarjetas de créditos se encuentran los microcréditos online, los créditos rápidos online, el crowdfunding, el crowdlending y el crowdequity. Mientras los dos primeros pueden ser solicitados por particulares o empresas, los tres últimos está pensados para financiar nuevos proyectos de emprendedores.

1.      Microcréditos online, la primera alternativa las tarjetas de créditos

La alternativa más recurrente para aquellos que no cuentan con tarjetas de crédito son los microcréditos online. Con estos préstamos rápidos se pueden conseguir hasta 1.500 euros en unos 10 o 15 minutos, con la ventaja de no tener que realizar desplazamientos, pues su tramitación es 100 % online. Así mismo, son concedidos sin necesidad de aval ni nómina, e incluso estando incluidos en los temibles listados de morosos, como ASNEF o RAI. El plazo de devolución suele ser de 30 días y lo que ha hecho que se vuelvan tan populares ha sido la facilidad con que se tramitan y las altas posibilidades de que sean concedidos.

2.      Créditos rápido online

Otra opción para obtener el dinero cuando no se cuentan con tarjetas de crédito son los créditos rápidos online. A diferencia de los anteriores, con este tipo de préstamos se pueden llegar a solicitar hasta 10.000 euros y que sean concedidos en 24 horas sin necesidad de aval, sin realizar papeleos, y con toda la gestión 100 % online.

Eso sí, como cabe suponer, para este tipo de préstamos se necesitará una nómina, pensión o justificante de ingresos mensuales. Al igual que en el caso anterior, permiten disponer del crédito inmediatamente, pero en este caso, al ser una cantidad más elevada, se puede devolver en cómodos plazos.

3.      Crowdfunding

Se trata de una alternativa financiera a los préstamos o tarjetas de créditos convencionales que ha surgido para impulsar a los nuevos emprendedores en sus proyectos. El crowdfunding consiste en reunir una suma de dinero para poner en marcha un negocio con las aportaciones que realizan particulares y que tiene como objetivo financiar dicha iniciativa empresarial. Esta modalidad nació con aportaciones desinteresadas que han dado lugar a otra modalidad que se va a ver a continuación en el siguiente punto.

4.      Crowdlending

Se considera crowdlending a un tipo de préstamos que se lleva a cabo con capital privado para financiar un proyecto. Este préstamo se devolverá en los pagos que se establezcan y con un interés fijado. Esta financiación es muy parecida a la de un banco, pero las condiciones se establecen entre particulares. La persona prestamista obtiene el dinero concedido más los intereses, pero no participa del proyecto. Aquí nace una nueva modalidad, que es cuando los inversores participan del proyecto y que se verá en el último apartado.

5.      Crowdequity

En el caso del crowdequity, el inversor participa en el capital de la compañía que lleva adelante el proyecto. Es dueño de la parte equitativa que le corresponda según el dinero que aporte.  En algunos proyectos, estos inversionistas pueden incluso participar de la gestión. Es una inversión más arriesgada que el crowdlending, pues se puede perder el capital invertido si el negocio no funciona, pero sí existe la posibilidad de sacar algún beneficio si la empresa prospera, cosa que no ocurre con el crowdfunding, que es totalmente desinteresado.

Fuentes de información:

https://finaton.com/es/prestamos/prestamos-sin-tarjeta-de-credito    https://www.prestamosfrescos.es/prestamos-sin-tarjeta-de-debito