Sociedad

Ventajas de utilizar una buena empresa para las mudanzas internacionales

23/10/2020

Ventajas de utilizar una buena empresa para las mudanzas internacionales

Las mudanzas internacionales son siempre un asunto complicado cuando no se cuenta con un apoyo efectivo que ayude a realizar el trabajo de la mejor manera posible. Para estar tranquilos, lo mejor es buscar una buena empresa especializada que cumpla con todos los procesos y lleve todo a feliz término.

Cuando se necesitan trasladar muebles, equipos, o hacer una mudanza completa desde España a otro país europeo, siempre es recomendable buscar compañías profesionales expertas en ese tipo de tareas, para que las realicen cumpliendo con todos los trámites requeridos y con los cuidados necesarios para preservar lo que se tenga que transportar.

Las mudanzas internacionales son siempre un tema delicado, por lo complejo del traslado, pero por fortuna, hay empresas muy buenas que se encargan de prestar este servicio. Son viajes largos que se tienen que hacer con mucho cuidado para evitar dañar las cosas que se trasladan.

Las agencias de transporte internacional, principalmente las de mayor trayectoria, ya tienen preparadas sus rutas y bitácoras de viaje, para facilitar todo. Además, sus servicios son efectivos, profesionales, precisos y rápidos, precisamente por la alta organización que ponen en el cumplimiento y desarrollo de sus tareas.

Mudarse a otro país hoy es más fácil que nunca

Cuando una familia decide mudarse a otro país o un joven soltero piensa establecerse fuera de España, tiene que hacer muchas gestiones para llevarse sus cosas y hacer una mudanza completa.

Estas empresas se encargan de todo: gestionar los permisos, recoger los muebles y objetos, clasificarlos, trasladarlos, bajarlos y ordenarlos en su lugar de destino, para que el cliente no se preocupe por nada.

Los países europeos a los que con más frecuencia se mudan los españoles son Francia, Italia, Alemania, Austria, Bélgica, Dinamarca, Holanda, Reino Unido, Luxemburgo y Países Bajos, donde las agencias de transporte pueden llegar sin mucho problema.

Se podría pensar que hacer una mudanza a cualquiera de esos países puede resultar muy caro, cuando en realidad es más económico de lo que se cree. En todo caso, siempre deben solicitarse presupuestos del servicio para poder planificar todo correctamente.

Servicios variados

Pero una mudanza no sólo se refiere a un cambio de residencia, también supone la movilización de toda una oficina o de locales comerciales, el traslado de grandes equipos o de objetos de valor, como obras de arte, pianos, etcétera, que requieren mucho cuidado.

Las empresas de mudanzas saben muy bien cómo atender cada caso en particular y qué tratamiento deben dar a los artículos y objetos que transportan, con personal formado y la utilización de equipos especiales de protección para resguardar los bienes, para que se mantengan en óptimas condiciones.

Además, pueden trasladar mascotas, vehículos y objetos delicados, como cristalería y figuras decorativas, todo con la máxima atención y cuidados, y con el embalaje y sistemas de protección adecuados al tipo de mercancía que trasladen.

Las mudanzas también se pueden hacer de forma grupal para ahorrar algún dinero. La ventaja de las mudanzas compartidas es que se recibe el mismo servicio, con igual calidad y a mucho menor coste que si se pagará el traslado exclusivo.

Una mudanza compartida es perfecta para quien sólo necesita mover pocos objetos o enseres y, en consecuencia, no necesita un camión completo para hacerla. Es una opción muy ventajosa que muchos utilizan.

Vehículos totalmente adaptados

Hacer una mudanza internacional no es sólo disponer de una furgoneta y llenarla de artículos para llevarlos a otros países. Es mucho más que eso, se requiere de vehículos adaptados para hacer traslados seguros y efectivos, que reúnan ciertas condiciones especiales para este tipo de trabajo.

Los camiones, furgonetas, remolques y demás vehículos que se utilizan para los servicios de mudanza deben estar habilitados con accesorios y equipamientos que permitan sujetar bien los objetos y artículos que se trasladan.

También deben contar con protección interna para evitar que se golpeen o dañen, y suficiente iluminación por si se necesita revisar la mercancía en sitios con poca iluminación o en horas de noche. Hay vehículos que, incluso, tienen control de temperatura para casos en los que se necesiten condiciones especiales de climatización.

Los almacenes que estas empresas disponen, también alquilan espacios a sus clientes para guardar por un tiempo determinado sus pertenencias, ya que para hacer una mudanza definitiva también se deben reunir todo tipo de soluciones para garantizar que todos los objetos estén protegidos.

La seguridad ante todo

Las agencias profesionales gestionan la cobertura de los viajes con aseguradoras aliadas, para evitar inconvenientes con las regulaciones de otros países y para estar tranquilos si terceros ocasionan daños a las pertenencias y objetos trasladados.

Es importante aclarar siempre bien toda la información referente al alcance de las pólizas y sobre los trámites aduaneros y fiscales que se deben cubrir para realizar las mudanzas, los cuales pueden variar de país en país. Por suerte, las empresas de transporte serias y responsables siempre tienen esa información a mano y asesoran al cliente con toda la documentación necesaria.

Con el actual tema de la pandemia, las compañías de mudanzas también han tenido que tomar medidas especiales para garantizar que trabajadores, colaboradores y clientes no corran el riesgo de contagiarse con el coronavirus, las cuales son de estricto cumplimiento.

Las mudanzas ahora se hacen siguiendo severos protocolos de seguridad sanitaria, que incluyen la utilización de equipos de protección, como tapabocas, mascarillas y guantes desechables, desinfección diaria de cabinas de vehículos y equipos utilizados, y todo el distanciamiento social posible.

Los servicios están activos y se realizan con total seguridad, con el cumplimiento de las máximas medidas de prevención y con el profesionalismo que muchas empresas de trayectoria ofrecen como garantía de buen servicio.

Hacer una mudanza internacional hoy es más fácil que nunca, gracias a la atención y gestiones que las empresas especializadas en el sector realizan a favor de su clientela. Y lo mejor es que son fáciles de encontrar, ya que están en internet y con sólo dar unos cuantos clics se puede acceder a ellas.

Eso sí, hay que saber elegir correctamente para garantizar que los servicios ofrecidos estén a la altura de lo que se necesita y que cumplan de manera impecable y segura con el trabajo, tal como debe ser.