Compartir

El interés por cuidar el cuerpo de forma natural, usando elementos que la propia naturaleza nos proporciona y aplicando métodos y terapias alternativas, crece en todo el mundo aceleradamente y, por supuesto, aquí en España también. Si tú estás interesado en mantener tu organismo sano de este modo, debes tener información sobre los aceites esenciales que estas terapias usan frecuentemente y conocer por qué son tan beneficiosos para la salud.

Un aceite esencial es una mezcla de varias sustancias químicas biosintetizadas por las plantas, que proporcionan el aroma característico de algunas flores, árboles, frutos, hierbas, especias, semillas y a ciertos extractos de origen animal, como el almizcle, y que podemos usar como remedio casero en muchas situaciones.

Propiedades de los aceites esenciales

La aromaterapia es un claro ejemplo del poder de estos aceites para mejorar la salud de las personas. Es una técnica muy antigua en la que se utilizan estos aceites esenciales con fines terapéuticos, para sanar tanto a nivel físico como emocional. También se utilizan estas magníficas propiedades en el ámbito del hogar o la cosmética.

Pero aunque estos sean sus principales usos, al poseer las propiedades específicas  de las plantas de las que se extraen (flores de lavanda, jazmín y rosas, de árboles como el eucalipto, de las hojas de la citronela, de la madera del sándalo, de la raíz del vetiver, de la resina del incienso, la mirra y el benjuí o de las cascaras de algunos frutos como del limón, la naranja y de la bergamota, entre otros), también tienen otras propiedades importantes, como la de funcionar como antibiótico, regenerador celular, antiséptico, inmunoestimulador, antiinflamatorio o para mejorar la circulación sanguínea.

Para que los aceites esenciales tengan efecto sobre el organismo, lo más común es que se inspiren sus aromas. De esta forma se calmará el sistema nervioso, despejará las vías respiratorias o canalizará las emociones. También logramos aumentar sus efectos al aplicarlos directamente sobre la piel. Los más recomendados para este tipo de aplicación son los aceites derivados de la lavanda, la manzanilla y el árbol del té. El resto debemos aplicarlos con precaución, conociendo las cantidades y diluidos en alguna sustancia conductora.

Los mejores aceites esenciales

Si te estás animando a utilizar algún aceite esencial, vamos a aconsejarte los más utilizados por sus beneficios,tanto cosméticos como por sus propiedades curativas y sanadoras.

Comenzando por el irresistible aroma que desprende el aceite de coco, que trata de manera eficiente los problemas de acné y las cicatrices, es antibacteriano y un buen tonificante, así como un magnífico protector de la piel. También específicamente para la epidermis es aconsejable el aceite de caléndula, recomendado para personas con psoriasis, dermatitis y manchas en la piel, especialmente indicado para los niños pequeños, por tener la piel delicada. También muy eficiente en el tratamiento de varices, irritaciones dela piel o reacciones alérgicas.

Por su poder antibacteriano y desinfectante, tener el aceite del árbol del té en casa es de gran utilidad, ya que es perfecto para curar heridas o arañazos y esencial para combatir las plagas de piojos. También un buen sanador de heridas, quemaduras, grietas y cicatrices es el aceite de almendras dulces, el más utilizado en aromaterapia, muy rico en minerales y vitaminas y muy buen hidratante.

Nombrar también, cómo no, al aceite de argán y al aceite de rosa mosqueta, por sus grandes beneficios aplicados sobre la piel madura. Ambos aceites combaten y previene el envejecimiento de los tejidos, regeneran la piel y la nutren, luchando contra las estrías y cicatrices y previniendo la aparición de arrugas.

El mejor aceite, el aceite de Jojoba

Queremos destacar, de entre todos los aceites esenciales, el aceite de jojoba por su alto porcentaje en ceramidas, lo que implica que su uso provocará que las células de nuestra piel permanezcan unidas y, por lo tanto, que esta se mantenga elástica e hidratada. Al ser muy rico en vitamina D, es magnífico para evitar el envejecimiento prematuro de la piel. Si quieres conocer a fondo todas las propiedades y usos de este aceite, te recomendamos que visites la web http://aceitedeonagraweb.net/jojoba/, por ser la que más información posee de todo internet sobre este fabuloso aceite esencial.

El aceite de jojoba es un principio activo que goza de gran popularidad en el mundo de la cosmética, sobre todo en el cuidado capilar. La innumerable serie de beneficiosas  propiedades del aceite de jojoba para la cara y el pelo hacen de él que sea el más valorado, de entre todos los aceites esenciales, que la naturaleza puede ofrecernos.

Si se aplica sobre el cabello, conseguirá regular la secreción de grasa y, además, combinándolo con recetas caseras, puede servir para reparar, hidratar, desencrespar y aportar vitalidad al pelo.

Para la cara y el cuerpo, sus funciones más notables son las de hidratar, prevenir arrugas, sumar elasticidad, turgencia y firmeza al rostro. También posee la facultad de tener propiedades antiinflamatoria y antimicrobiana allí donde se aplica. Regula así mismo la secreción de las glándulas sudoríparas, reduce las estrías del embarazo, reblandece las durezas de los pies, tiene efecto calmante y un largo etcétera. Todas estas propiedades lo hacen merecedor del primer puesto en la categoría de mejor aceite esencial para el cuidado de la salud.

Israel Guerra
Escritor profesional, autor de novela, cuentos y relatos, algunos premiados. Columnista en diversos medios. Creador de contenidos, redactor y copywriter.