Salud

Notas sobre las terapias psicológicas

10/07/2017
Foto del avatar

author:

Notas sobre las terapias psicológicas

La terapia psicológica es uno de principales mecanismos utilizados en la sociedad moderna para la curación de los diversos problemas o síntomas que esta misma sociedad produce en las personas, como es la ansiedad.

Su principal vía es la comunicación con el paciente para buscar los estímulos en los pensamientos, sentimientos, sensaciones y conocimientos que lo conforman, pero que no sabe cómo aplicarlos o identificarlos claramente.

Esta comunicación implica un alto grado de confianza y tiene como recurso principal simplemente hablar, aunque a veces se usan otras técnicas, como dibujar, escribir, actuar, etc.

Con la práctica de la terapia, se establecen nuevas formas de pensamiento que sirven para poder afrontar las situaciones cotidianas, los problemas, los conflictos y, en general, todo aquello que causa malestar en la persona.

Con la intervención de un Psicólogo cualificado, como el que encontrarás en la clínica Mindic Psicología, se aprenden, se aceptan y se adoptan métodos útiles y efectivos para afrontar y superar sentimientos y sensaciones negativas, como por ejemplo el estrés, la timidez, el miedo, la ansiedad…

Las terapias utilizadas están enfocadas en encontrar, dentro de cada paciente, aquello que lo paraliza, qué es lo que impide que lleve una vida sana y tranquila. El profesional le servirá de guía para adentrarse en sus recuerdos, en sus miedos y fobias y, en definitiva, buscará entablar un dialogo entre el consciente y el subconsciente, para sacar a la luz cuál es el verdadero problema que lo mantiene alejado de una vida normal.

La cura llega cuando se logran cambiar pensamientos distorsionados o irracionales por otros realistas y racionales, cuando se aprende a ser dueño de los propios pensamientos y sensaciones, lo cual genera beneficios en todos los aspectos de la vida, incluso en la salud interna del organismo.

Con una terapia psicológica bien efectuada, encontrará las fuerzas dentro de ti mismo para enfrentarte sin complejos a situaciones incomodas en el ámbito laboral, sabrás como enfrentarte a los conflictos familiares, te enfrentarás con arrojo a cualquier miedo y crecerás en tu propia autoestima.

Conocer el mal para poder enfrentarlo

El hombre, como ser vivo, se desenvuelve en constante interacción con el medio. El medio es fuente de oportunidades para la satisfacción de sus necesidades e intereses, pero también de riesgos, amenazas, miedos e inseguridades.

En esencia, la relación del individuo con el medio consiste en procurarse y conservar las primeras y en combatir, evitar, minimizar o contrarrestar las segundas. La evolución ha ido dotando a la especie de complejos mecanismos destinados a preservarse y optimizar la adaptación a diferentes entornos y circunstancias. Entre ellos, han alcanzado especial relevancia y desarrollo los sistemas de alerta y de defensa. El sistema que llamamos ansiedad cumple estas funciones.

La ansiedad es pues un sistema de alerta del organismo ante situaciones consideradas amenazantes, es decir, situaciones que nuestra psique considera relevantes, pues cree que de algún modo nos afectan.

El concepto de ansiedad e incluso de estrés está estrechamente vinculado a la percepción de amenaza y a la disposición de respuestas frente a ella.  Su función es la de advertir y activar al organismo, movilizándolo, frente a situaciones de posible riesgo, real o fantaseado, de forma que pueda salir airoso de ellas.

Se trata pues de un mecanismo facilitador de nuestra relación con el medio y destinado a preservar los intereses del individuo y de la especie.

Gracias a este sistema, funcionando correctamente, se logran evitar actividades o lugares peligrosos, no se llega tarde al trabajo o dilucidamos cómo hacer frente a diferentes conflictos. También nos ayuda a preparamos para un examen o para una reunión, nos ayuda a resolver un problema, minimizamos algunos contratiempos o buscamos formas de asumirlos y reformularlos.

La terapia psicológica establece los parámetros para que este mecanismo no supere un nivel de tolerancia que sobrepase la capacidad del individuo para mantener una perspectiva real y coherente de la realidad y suponga un desajuste, más o menos conflictivo, con el mundo que nos rodea.

Algunas ventajas de las terapias psicológicas 

Contar con un asesoramiento profesional, basado en un estudio amplio de la conducta humana y en evidencias científicas de los resultados positivos de las terapias psicológicas, provee de numerosas ventajas para afrontar los problemas derivados de una deficiencia en la conducta en relación con los hábitos sociales.

El psicólogo no te juzga, esa no es su tarea. Su labor es comprenderte y ayudarte a que te comprendas a ti mismo y, a partir de ahí, que tú mismo puedas hacer los cambios que estimes oportunos. Ayuda por lo tanto al conocimiento personal y a calibrar también el impacto que tenemos en los demás.

Una mirada experta te puede ayudar a descubrir las motivaciones más profundas y poder, por tanto, obrar en mayor consonancia contigo mismo, resolver los problemas o hacer los cambios más rápidamente. La terapia psicológica es una buena ayuda para liberar las situaciones de bloqueo personal y buscar alternativas para avanzar.

Es una ayuda inestimable para encontrar tu verdadero camino. Todo el proceso de autoconocimiento que se logra en la terapia psicológica favorece el hecho de saber qué es lo que realmente queremos para poder poner los medios para lograrlo.