Literatura

Del érase una vez al colorín colorado este cuento se ha acabado

abril 18, 2019
V. Jiménez

author:

Del érase una vez al colorín colorado este cuento se ha acabado

Afortunadamente, existen aficiones para todos los gustos, algunas de ellas comunes a un gran número de personas, como pueden ser la lectura y el cine, y otras puede que un poco más particulares. Pero, ojo, porque que se tenga una misma afición, no significa ni mucho menos que gusten las mismas cosas, es decir, el hecho de a un grupo de personas les guste el cine o la lectura, no significa para nada que les vayan a gustar los mismos libros o películas, y como se suele decir, en la variedad está el gusto. Sin embargo, y lejos o no de ser amantes de la lectura, la mayoría de mortales habrá tenido en sus manos, probablemente, incluso en más de una ocasión, un libro en papel. Pero, cuántos de ellos se habrán preguntado alguna vez cuál fue su proceso de creación. Probablemente muy pocos. Y es que, como indican desde Group Edition World, “el proceso de creación de un libro comienza con la idea de un autor y termina con distribución de este por las distintas librerías y establecimientos alrededor del mundo”.

Pero, a pesar de que los más ávidos amantes de la lectura son capaces de devorar y devorar un libro tras otro en tiempo récord, el proceso de creación de cada uno de ellos variará, y mucho, dependiendo de muchos factores. En cualquier caso, y como tan amablemente explican desde Group Edition World, las principales etapas de creación de un libro en papel son las siguientes:

  1. La idea, sin duda una de las partes más importantes en cualquier proceso de creación. El autor debe tener una idea clara y concisa sobre aquello de lo que quiere escribir, documentándose adecuadamente si es necesario.
  2. La revisión, una vez escrito y ya finalizado es hora de ser críticos y revisar concienzudamente aquello que se ha escrito, incluyendo todos los cambios y modificaciones que se considere necesarios.
  3. Contacto con editoriales, una vez que el libro está listo es el momento de iniciar el contacto con las editoriales, y de mostrar de poner en valor la obra que se ha creado, con el fin único de que estas muestren su interés por el libro y lo acepten.
  4. Y llegado este punto, y ya con la obra en la editorial, es momento de darle el formato más adecuado y de que los diseñadores gráficos hagan su trabajo, dotando al conjunto de un diseño único que sin duda será capaz de hablar del contenido sin desvelar ninguno de los secretos que contiene su interior.
  5. La distribución, constituye el último de los pasos, pero no por ello resulta menos importante. Y es que, sin él, los libros no podrían llegar a manos de los lectores.

El proceso de creación de un libro no es, como se puede comprobar nada sencillo, partir de un “Érase una vez” y llegar hasta “colorín colorado este cuento se ha acabado” requiere de muchas cualidades entre las que destaca como fundamental la imaginación.

Comentarios