Sociedad

Dos formas de ahorrar en los hogares

05/05/2020
Israel Guerra

author:

Dos formas de ahorrar en los hogares

La economía, el ahorro de los costes, cómo gastar menos en las acciones cotidianas… ocupan buena parte del pensamiento diario de la población. Existe, en este sentido, algunas injusticias que se pueden solucionar y algunas acciones que se pueden adoptar

Por un lado, cómo hacer para ganar más dinero, pero, por otro, igualmente importante, cómo ahorrar en consumos y gastos; estas son dos facetas siempre presentes en la mente del ciudadano del siglo XXI. La economía forma parte inherente del pensamiento del hombre contemporáneo y la búsqueda de sistemas de ahorro es una constante.

El consumo eléctrico es uno de los pilares de consumo en estos tiempos y, por lo tanto, donde más se debe incidir para rebajar su factura. Si el esfuerzo es constante, será un alivio considerable. En los casos en los que este consumo es compartido, deben aplicarse sistemas de repartición justos en los costes. Otra forma de ahorrar que, además, produce satisfacción personal, es la de construir, arreglar o adaptar objetos, instalaciones, aparatos… por uno mismo.

De ambas estrategias de ahorro se va a hablar en este artículo.

Cómo repartir justamente el coste en calefacciones compartidas

Como norma general, el consumidor se devana los sesos para ahorrar en su consumo energético. Trata de ajustarse a los horarios más económicos para usar los electrodomésticos, compra iluminación led de bajo consumo, limita al máximo la temperatura de la calefacción, etc.

En relación a este último ejemplo, de nada sirve bajar los limitadores de temperatura o usarlos mínimamente si se trata de una calefacción central. Y es que, en estos casos, da igual que se haya consumido más o menos, ya que el pago es solidario entre todos los vecinos. Esta situación provoca, en la mayoría de los casos, que nadie quiera regular su temperatura ni ahorrar en costes.

Sin embargo, existe una solución muy simple y económica, se llama repartidores de costes de calefacción.

¿Cómo funciona un repartidor de costes?

Los repartidores de costes no son más que aparatos de medición que van instalados en los radiadores de la vivienda. Sus sensores medirán la temperatura que desprende, por un lado, directamente de la superficie del radiador y, por otro, la que existe en la estancia donde se encuentra ubicada. Con ellos, se mide el consumo que utiliza un usuario a partir del que recibe de una instalación central.

Para no errar en el modelo a elegir, lo más sensato es decantarse por los repartidores de costes Gomez group metering haciendo click aquí, pues presentan todas las garantías necesarias y están avalados por la certificación Aenor. Con la instalación de uno de los modelos que presenta esta empresa de prestigio, se podrá alcanzar un ahorro de consumo medio de hasta un 30 % en cada factura de calefacción en una comunidad de propietarios.

Y es que Gomez Group Metering es sinónimo de innovación. Prueba de ello es que cuenta con el único repartidor de costes que existe en el mercado que contiene una sonda externa para que se detecte cualquier intento de manipulación por parte del inquilino de la vivienda.

 

Ahorrar como hobby

El otro método para ahorrar que se va a nombrar en este artículo es ideal para todos aquellos que se sienten unos manitas. Para los que gustan de arreglar instalaciones, reciclar objetos, recuperar del olvido todo aquello que se cree inútil y llevar a cabo sus propios proyectos de bricolaje, el DIY, de sus siglas en inglés Do it yourself, es todo un descubrimiento.

La Tienda Online de Artículos de Ferretería y Bricolaje, Ferreidea, que se localiza tras este enlace, habilidades manuales y cierta dosis de creatividad es todo lo que se necesita para ahorrar una buena cantidad de dinero. Y es que, con una ecommerce que ofrezca todo lo necesario para llevar a cabo los proyectos de decoración y arreglo de una vivienda, se evitará pagar los precios, demasiadas veces abusivos, de los objetos nuevos.

Ferreidea es el sitio web de venta a particulares y empresas de artículos de ferretería, herramientas, bricolaje, jardinería e incluso electrodomésticos y todo tipo de artículos para el hogar. Una tienda perfecta para cualquier manitas, ya que dispone de más de 100.000 artículos, con los que llevar a cabo cualquier idea, arreglo y obra.

Con un proveedor de estas características, se podrán comprar todas las herramientas necesarias para arreglar y mantener por uno mismo cualquier desperfecto de la casa, del jardín, muebles, aparatos eléctricos… sin tener que pagar a nadie.

¿Qué se necesita para ser un manitas?

Tal vez, el lector de este artículo sea un manitas y no lo sabe. Puede que, durante el periodo de reclusión obligado por la pandemia del coronavirus, haya descubierto esta faceta. Es posible que, en las largas horas de cuarentena, el DIY haya sido una tabla de salvación para no enloquecer y ahora lo considere imprescindible.

La realidad es que tener habilidades para hacer las cosas por uno mismo ahorra dinero, llena de orgullo y es muy beneficioso para la salud.

Para ser un auténtico manitas es imprescindible contar con un buen arsenal de herramientas, para lo cual se puede recurrir a la tienda online mencionada; Ferreidea. Pero, también, es muy importante tener imaginación para solucionar los problemas que vayan apareciendo en cada proyecto, tener paciencia, ser ordenado, limpio y tener una gran capacidad de aprendizaje.