Sociedad

¿Cómo elegir un buen programa convertidor de vídeos?

noviembre 29, 2018

¿Cómo elegir un buen programa convertidor de vídeos?

Convertir un vídeo puede resultar muy práctico por si el formato no es compatible con el dispositivo en el que se va a reproducir (por ejemplo, puede que tengas un vídeo en teléfono móvil y no se reproduzca en el PC). También puede ser muy práctico por si el tamaño del archivo es muy elevado y lo quieres reducir (esto ocurre cuando tenemos un archivo fuente sin haber aplicado ningún tipo de códec).

Existen muy buenas aplicaciones que nos permiten hacer la conversión, como Movavi Video Converter.

¿Pero exactamente en que nos tenemos que basar para elegir un programa para convertir vídeos? Lo analizamos a continuación:

<h2>Factores para elegir un convertidor de vídeos</h2>

  • Rapidez: La conversión debería ser lo más rápida posible, evitando tener que desesperando cada vez que hacemos un cambio de formato. Sin embargo, este tiempo puede ser mayor o menor dependiendo de una serie de factores. Un vídeo muy extenso tardará más en convertirse que un vídeo que no lo es tanto. También influirá el procesador que se tenga, la cantidad de memoria RAM, así como otras prestaciones.
  • Intuitivo: Un convertidor de vídeos puede ser más o menos complejo, pero debería de ser intuitivo. Todas las funciones deberían de estar dispuestas de manera que resulten fáciles de identificar, de comprender. Eso si, requerirá de un cierto aprendizaje por nuestra cuenta, pudiendo acceder fácilmente a cualquier opción cuando la necesitemos.
  • Multiformato: Otra de las características de un buen conversor de vídeo es que se debe de adaptar a cualquier formato actual. Si apareciera un nuevo formato que fuera una tendencia, el programa debería de actualizarse para cubrirlo.
  • ¿Edición?: Esto no es un factor obligatorio, pero no estaría de más que el software que fuésemos a utilizar también admitiera algunas funciones de edición simple, como de rotación, recorte o estabilización de clips, incluso hasta para mejorar la calidad.
  • Adaptación a otros recursos multimedia: También existen convertidores que no solo se atreven con los vídeos, si no que también cambian formatos de música o de imágenes.
  • Precio: El precio también es un factor a tener en cuenta, pero no lo debe significar todo en ningún caso. Te recomendamos apostar por un programa que consiga la mejor relación entre calidad y precio.

¿Ya lo tienes claro? Si necesitas convertir un vídeo, elige un buen convertidor siguiendo estos factores. No dudes en comparar antes de quedarte con alguno.

 

Comentarios