Sociedad

La visita al fisioterapeuta, una cuestión de edad

21/08/2019
Foto del avatar

author:

La visita al fisioterapeuta, una cuestión de edad

El cuerpo humano es como una máquina bien engrasada que ofrece unas magníficas prestaciones, pero como cualquier máquina, también tiene que ser engrasada periódicamente, y lo que es más importante, está sujeta a desgaste con el paso del tiempo.

El paso de los años implica que el cuerpo se resienta y sea necesario acudir a profesionales de la salud para una mejor puesta en marcha. La salud es un tema muy importante, especialmente entre las personas mayores.

Ahí juega un papel muy importante la fisioterapia. Mantenerse activo a través del ejercicio y la rehabilitación son aspectos clave para seguir cumpliendo años en buenas condiciones, o bien para recuperar la independencia funcional y de movilidad si se ha sufrido alguna lesión.

La importancia de un buen diagnóstico

El caso de las personas mayores es especialmente significativo. Con el paso de los años se van perdiendo facultades motrices, fuerza y agilidad. Los reflejos ya no son los mismos y es habitual que, a determinada edad, comiencen a aparecer ciertas limitaciones en el movimiento.

Entre las personas mayores, las causas más habituales de las visitas a las clínicas de fisioterapia son los hombros dolorosos, las piernas pesadas y doloridas, inflamación de las articulaciones, lumbago y dolor cervical.

Para poner frente a estos problemas es fundamental un buen diagnóstico y, a partir de ahí, procesos de tratamiento y rehabilitación encaminados a reducir el dolor y mejorar o mantener el nivel de movilidad.

En fisioterapia existe una máxima que se cumple con mucha frecuencia: lo que se hace a los veinte, se nota a los cuarenta y se sufre a los sesenta. Si se mantiene durante toda la vida adulta un estilo de vida activo y saludable, es muy posible que las dolencias con el paso de los años se vayan retrasando.

Con respecto al diagnóstico, cuando surgen los primeros dolores musculares, mucha gente busca un poco a ciegas, sin saber cuál es la mejor opción para solucionar su dolencia. En Fisioconde, fisioterapeutas en leon, son una gran opción por experiencia, titulación, profesionalidad y ratio de pacientes satisfechos.

Esta clínica se localiza en el Barrio Húmedo, en pleno centro de León, una oportunidad de iniciar mejoras en la salud y, ¿por qué no? Celebrar esa mejoría con unas tapas, ¿quién dijo que la salud está reñida con el bienestar y la felicidad?

Los beneficios de la fisioterapia en la tercera edad

Con el paso de los años, y el avance de la disciplina, la fisioterapia se ha convertido en un método muy eficiente para curar o facilitar la recuperación de lesiones, así como para aliviar dolencias o mejorar la movilidad, la agilidad, la fuerza y la resistencia del organismo.

En las personas mayores, esta disciplina cobra más importancia por el desgaste propio del organismo al ir acumulando años. La fisioterapia tiene como principal aspecto positivo el hecho de ayudar a mejorar la movilidad y la masa muscular, evitando posibles caídas.

El colectivo de las personas de la tercera edad es uno de los más sensible a caídas y a fracturas o herida de diversa consideración. Debido al desgaste propio del organismo, estas lesiones pueden ser muy preocupantes.

En estos casos, lo más recomendable es que el paciente se comprometa en sus visitas a los profesionales a seguir el tratamiento adecuado, pues únicamente ponerse en manos de profesionales sirve para mejorar en buena medida su estado de salud.

La mayoría de afecciones o patologías a esta edad tienen que ver con el desgaste propio del organismo, de modo que la visita a las clínicas de fisioterapia son algo así como engrasar la máquina que es el cuerpo humano como una visita a un taller.

Toda esta mejoría se acaba traduciendo en una movilidad más ágil, mejor estado de salud, mayor calidad de vida y más autonomía e independencia, algo que afecta positivamente al nivel de autoestima.

En esta tarea de mejorar la calidad de vida no deben participar únicamente los profesionales de la salud, sino toda la sociedad en su conjunto, de ahí que sean tan bienvenidas las instalaciones públicas de actividad física en los parques, lugares donde cualquier persona puede realizar actividad física moderada y practicar ejercicios encaminados a mejorar el estado físico de músculos, huesos y articulaciones.