Tecnología

¿Por qué necesitas un termo eléctrico barato en tu hogar?

29/07/2020

¿Por qué necesitas un termo eléctrico barato en tu hogar?

Cuando se trata de conseguir el mayor confort para tu hogar, un termo eléctrico puede ser el equipo necesario que te ayude a tener siempre agua caliente para toda tu familia. 

Por lo que si estás interesado en instalarlo en tu vivienda, vamos a recomendar algunos modelos y además a mencionar varias buenas razones para adquirir uno.

Motivos para comprar un termo eléctrico barato

Los termos baratos son una de las mejores inversiones a realizar para esas temporadas más frías dentro del hogar. Gracias a este producto podrás contar con agua caliente cuando la necesites. Sin embargo, si esta razón no termina por convencerte, vamos a indicarte otras razones para ayudarte a decidirte.

1) Versatilidad

Existe una gran variedad de marcas, modelos y tamaños en el mercado. Esta versatilidad permite conseguir un termo eléctrico que se adapte al espacio disponible en tu vivienda y cuya capacidad de agua sea la suficiente para cubrir las necesidades de toda la  familia.

Solo basta con navegar y comparar varias características y así conseguir el indicado para instalarlo en casa. Por lo general, se encuentran modelos que van desde los 10 hasta los 300 litros de capacidad.

2) Ahorro energético

La mayoría de termos eléctricos del mercado se diseñan para que cumplan con la normativa A+++, esto les permite ahorrar energía en comparación con otros equipos tradicionales

El bajo consumo energético ofrece grandes ventajas, tanto para el hogar, como para el medio ambiente.

Al consumir poca energía se reduce la tarifa de la luz, por lo que terminas pagando menos por la electricidad usada en tu vivienda, lo cual supone un buen ahorro para tu bolsillo.

3) Resistencia

Se trata de equipos que ofrecen protección ante la corrosión y oxido, para así poder alargar la vida de los metales del termo eléctrico, además de traer protección ante la cal para que la resistencia no termine sulfatándose, permitiendo así que su vida útil sea mayor.

Hay modelos que incluyen una capa aislante, por lo que es posible colocar el termo eléctrico tanto en espacios interiores como exteriores, sin que el funcionamiento del equipo o su integridad se vean afectados.

4) Última tecnología

Los termos eléctricos incorporan un termostato inteligente, lo que permite que se pueda grabar en ellos las temperaturas más utilizadas por la familia. Algunos modelos incluyen un mando a distancia para contralarlo con una mayor facilidad y comodidad.

5) Marcas

Dentro del mercado existen diversas marcas reconocidas en el sector, de esta forma tendrás más seguridad al momento de comprar uno, dado que garantizan mayor calidad en sus materiales, funcionamiento y prestaciones.

Marcas como Teka, Fleck, Ariston, Junkers pueden ser apenas algunas de las que encontrarás y cada una ofrece sus propias características, convirtiéndolas en las más demandadas del mercado y con mejores valoraciones por parte de los usuarios que ya adquirieron uno.

Si buscas ofrecer el mayor confort a tu familia durante el invierno, los termos eléctricos son el equipo indicado para mantener siempre agua caliente disponible, de manera fácil y rápida.

Tres modelos de gran calidad

Entre los distintos termos eléctricos presenta el mercado, mencionar tres opciones perfectas para una vivienda.

Teka EWH 15

Posee una capacidad de 15 litros y son fáciles de instalar en cualquier lugar gracias a su tamaño. Sin embargo, se recomienda para personas que vivan solas o tengan duchas pequeñas.

Fleck Duo7

Ofrece un bajo consumo eléctrico, siendo este uno de los modelos más solicitados a la hora de comprar un termo eléctrico. 

Permite el uso en dos lugares a la vez y posee una gran resistencia. Incluso, incorpora un termostato inteligente que apaga la resistencia cuando alcanza la temperatura más alta.

Ariston 3700509

Su tamaño ser un poco pequeño pero ofrece una capacidad de 50 litros, además de ser capaz de recortar el consumo y ajustarse a tus gustos. Se recomienda instalarlo en espacios donde vivan al menos dos personas.